En muchas ocasiones la empresas, al igual que las personas, cometen fallos. Cuanto más grande es la empresa o el error o la imagen de la empresa mayor es la extensión del fallo, y a día de hoy con las redes sociales la rápida difusión (sobretodo de las cosas malas) es inevitable.

Cuando un fallo de gran índole se escapa de las manos se produce lo que denominamos una crisis de marca, la cual debe ser atajada lo antes posible para evitar males mayores. En muchas ocasiones los fallos son intencionados con el fin de generar publicidad gratuita mediante la difusión viral del error, ya se sabe que es bueno que hablen de tu empresa aunque sea para mal, o sino que se lo digan a Ryanair.

Así pues, hoy os traemos un reciente caso de gestión de crisis de marca. Para quien aun no lo sepa, el pasado 31 de Diciembre, durante la emisión de las campanadas por parte de la cadena de televisión local Canal Sur, se produjo un grave error que dejó a casi 500.000 familias (casi un 19% de la cuota de pantalla) parados delante del televisor sin saber si empezar a comerse las uvas o no ya que justo antes de la primera campanada el canal de televisión se dispuso a emitir anuncios publicitarios como mostramos en el siguiente vídeo:

De esta peculiar forma a la que la cadena ha titulado «devolver la sonrisa» se ha disculpado Canal Sur con sus televidentes gestionando de una forma correcta y original la crisis de marca generada por tan inesperado error.